sábado, 24 de marzo de 2012

Legión de Acero


Armageddon, cuarto planeta del Sistema Armageddon y capital del Subsector Armageddon. En un tiempo tuvo unas condiciones de habitabilidad similares a las de la Tierra original, pero siglos de contaminación sin restricciones y explotación sin mesura han hecho la antigua atmosfera de oxígeno y nitrógeno irrespirable, con sulfato de hidrógeno procedente de materia orgánica en descomposición, óxidos de carbono y grandes cantidades de substancias venenosas salidas de las industrias.

Armageddon tiene un campo magnético débil, pero los gases industriales han aumentado la atmósfera y la han hecho más densa, creando una especie de capa protectora para las radiaciones solares. El efecto invernadero iguala las temperaturas diurna y nocturna y la casi ausencia de inclinación del eje planetario hace que las estaciones sean imperceptibles. Los humanos necesitan usar filtros de aire para respirar en la superficie, y aun con ellos se hace imposible respirar si se tienen problemas pulmonares.

Las defensas de Armageddon son formidables: 30.000 millones de minas orbitales, tres puertos orbitales (cada uno dependiente de una de las Colmenas Tempestora, Helsreach y Hades), tres plataformas láser orbitales, seis plataformas orbitales y lo más importante, dos estaciones espaciales situadas en los polos. Las defensas de tierra son igualmente impresionantes: cada Colmena está protegida por al menos cuatro bases aéreas, ocho silos de misiles y otros tantos silos de defensa láser. En el caso de la Colmena Vulcanus estas defensas forman parte del inmenso complejo que sirve de cuartel general para las Legiones de Acero de Armageddon.

El planeta tiene una gigantesca superpoblación capaz de entrenar, en tiempos de guerra, a grandes cantidades de regimientos de la Guardia Imperial. De hecho, en el punto álgido de la Segunda Guerra por Armageddon, se creaban más regimientos únicamente con la población de Armageddon que sumando dos planetas cualesquiera del Segmentum Solar. Este mundo colmena es uno de los principales fabricantes de transportes Chimeras, que produce en serie para todo el Imperio. La naturaleza altamente industrializada de Armageddon hace que una alta proporción de estas tropas sean compañías de infantería mecanizada. Por esta razón los regimientos de Armageddon son conocidos como Legiones de Acero.





Las Legiones de Acero combaten por todo Armageddon en numerosos campos de batalla y atacan en líneas acorazadas que escupen fuego sin parar. La mayoría de los soldados están destinados a defender las colmenas en las que nacieron y fueron entrenados; esto no solo les confiere una gran ventaja por el hecho de conocer el campo de batalla a la perfección, sino que también aumenta su dedicación y su perseverancia, por tanto, hay muchas compañías asignadas a Tempestora, Colmena Infernus y Colmena Archeron. Las Legiones de Acero han sufrido terribles bajas en defensa de su planeta natal, pero, bajo el mando del propio Comisario Yarrick, combatirán hasta la muerte. Como Armageddon, es un planeta lleno de contaminación industrial y sus desiertos están llenos de toxinas, los soldados de este regimiento llevan protecciones, como guantes, impermeables y visores para que no estén respirando el aire durante un tiempo prolongado. También llevan una mochila filtradora capaz de eliminar lo peor de las toxinas del aire y asi evitar que los pulmones se pudran. Los oficiales llevan las máscaras de gas en forma de calavera sonriente, que turba y asusta a los supersticiosos Orkos, sus mayores enemigos. No solo los soldados necesitan protegerse del aire, sino también los vehículos, que están completamente cerrados y sellados para evitar que entre el aire. Incluso los estandartes están recubiertos de sustancias químicas para que no se deterioren tan fácilmente. Muchos de estos regimientos fueron destruidos en la 2ª guerra por el planeta pero con la nueva llegada de Ghazghkull se fundaron muchos más. La población del planeta está acostumbrada a la guerra y la lucha sin clemencia alguna.


1 comentario:

  1. Bueno pues prácticamente le temática del ejercito fue la que me hizo elegir este estilo de Guardia Imperial. Su trasfondo es fascinante, un sistema planetario altamente poblado donde no solo las batallas contra Orkos son la única amenaza sino que también la convivencia en los mundos colmenas, como Necromunda, es todo un logro de supervivencia

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...